buscar noticiasbuscar noticias

Hace un mes Martha dio a luz a una niña; hoy, la mató su pareja

La joven dentista estaba en el Ranchito de Inzunza para pasar su cuarentena.

«¡Te dije Martha! ¿Por qué no me hiciste caso?», gritaba en repetidas ocasiones Doña Martha Angélica «C», la madre de la joven asesinada en Ranchito de Inzunza, sindicatura de La Trinidad, Guasave, comunidad donde estaba con su familia tras haber dado a luz hace un mes a su segunda hija.

El ambiente de desconsuelo por la tragedia se deja sentir en toda la comunidad, quienes atónitos observan desde atrás de la cintas de seguridad, la casa donde ocurrió el escalofriante crimen.

Hace un mes Martha dio a luz a una niña; hoy, la mató su pareja

La joven Martha Angélica «R», de 26 años, era originaría Ranchito de Inzunza, pero tenía su domicilio en Culiacán, a donde se mudó a estudiar y posteriormente puso su consultorio.

imagen-cuerpo

Ahí se casó con Adrián «N», de 28 años de edad, el presunto agresor, quien es originario de Charay, municipio de El Fuerte.

El hecho se registró esta madrugada, según se dijo fue alrededor de las 3:00 horas cuando Adrián «N», llegó a la casa de sus suegros donde estaba Martha Angélica y sus dos hijas. Una pequeña de 2 años de edad, de nombre Martha Elena «N», y la bebé de un mes de nacida. 

Trascendió que posteriormente comenzó a gritarle, hasta el momento se desconocen los motivos, pues la joven se encontraba aún en cuarentena; sin embargo, el pleito comenzó a subir de tono y al parecer comenzó a golpearla, por lo que la joven pidió ayuda a sus padres.

imagen-cuerpo

Don Nemesio «R», padre de la joven, intentó ingresar a la habitación para auxiliar a su hija, quien desesperadamente le gritaba que le ayudara, pero la puerta de la habitación estaba asegurada, lo cual impidió que entrara, ante los primeros gritos exasperados con los que pedía ayuda. 

Al mismo tiempo, según palabras de su madre, escucharon cuando la joven cayó al piso, y corrieron a la habitación contigua, donde ocurrió la tragedia y en donde comúnmente se hospedaba cuando visitaba a sus padres; era la menor de cuarto hermanas, las otras tres, viven en Tijuana y Monterrey.

imagen-cuerpo

Un tío de la joven víctima, narró a Luz Noticias que su hermano Nemesio «R», logró entrar forzando la cerradura, pero al ingresar a la habitación, el presunto agresor lo recibió con un bat, con el que lo golpeó en la cabeza y le abrió una herida a la altura de la frente. Al parecer ya lo había planeado todo, llegó preparado con dicho artículo deportivo con el que los golpeó.

Ahí, según dicen, Martha tenía vida, incluso seguía luchando y aferrándose a sobrevivir, incluso dijeron que luchó contra el sujeto defendiéndose hasta el último segundo, pues ya la habían herido en el cuello con un cuchillo de cocina y la había golpeado con el bat. 

imagen-cuerpo

Se dice que luego de esto, ambos padres dieron aviso a las autoridades, y fue alrededor de las 5:00 horas cuando arribaron a la comunidad los paramédicos de Cruz Roja.

Para ese momento, lamentablemente Martha Angélica ya no tenía signos vitales, pero sí el presunto agresor, quien luego de acuchillarla, con la misma arma blanca, se autolesionó en al menos 12 ocasiones en diferentes partes del cuerpo. 

imagen-cuerpo

Luego, tras cometer el brutal crimen, salió herido de la casa de sus suegros y se subió a su vehículo Kia, color banco, con placas de circulación VKX-286-B de Sinaloa. Para entonces la madre de la víctima, doña Martha Angélica, bañada en sangre de su hija, ya había ido a dar aviso a otros familiares que viven en la misma comunidad, quienes con una camioneta obstruyeron la puerta de la cerca de tela ciclónica, evitando que este se fugara, pues narran que intentó huir, pero «pese al dolor que les comía el alma, la impotencia, pero sobre todo el coraje» no lo dejaron salirse aunque subió a su carro y chocó la cerca, incluso derribó una de las piezas. 

imagen-cuerpo

Fue atendido por los paramédicos de Cruz Roja, quienes previamente habían diagnosticado a la joven sin vida. Lo trasladaron a un hospital de Guasave en donde permanece internado en calidad de detenido. Está bajo custodia de la Fiscalía del Estado y en resguardo de la Policía Municipal.

Mientras, en medio de la tragedia que enlutó a Ranchito de Inzunza, personal de Investigación en Servicios Periciales, realiza minuciosamente el peritaje del lugar de intervención donde ocurrió el crimen, con el que suman ya 10 asesinatos de mujeres en lo que va del año en Sinaloa, siete de ellos tipificados como Feminicidio; el último fue el de Itzel «O», el pasado 20 de abril en un domicilio del Centro de la cabecera municipal de El Fuerte.