Maltrato

En el sitio lamenteesmaravillosa.com, nos encontramos este texto: si te tratan mal hay algo mal en ellos, no en ti.

Nada, absolutamente nada, justifica un maltrato, un mal gesto, una mala palabra; sin embargo, tristemente nos ocurre con frecuencia que damos validez a las malas palabras y malos gestos de los demás.

Cuando otorgamos atención a estos comportamientos, las personas que nos tratan mal pueden enorgullecerse incluso de su manera de proceder, creyendo que son válidos y que sus malas palabras son el reflejo de la realidad; sin embargo, nada más lejos de la verdad, pues sus actos reflejan su oscuridad y sus conflictos internos.

¿Por qué lo mejor es ignorar a las personas que nos tratan mal? 

Las palabras que buscan herir, los juicios, las opiniones no solicitadas y las críticas lanzadas directamente contra nosotros no deben recibir crédito alguno, porque no ofende el que quiere, ofende el que puede y, si atendemos a esas personas que nos tratan mal, les estamos dando la oportunidad de herirnos, tanto en ese momento como después.

(Hasta aquí lamenteesmaravillosa.com).

Comentario de JPR:

Es definitivamente cierto que es mejor ignorar a quienes pretenden ofendernos en lugar de darles crédito. Solo que para llegar a ese estado mental debemos pasar por un entrenamiento para llegar finalmente a ignorar los intentos de ofensa.

Lo indicado al final del texto anterior dice: "si atendemos a esas personas que nos tratan mal, les estamos dando la oportunidad de herirnos, tanto en ese momento como después".

Eso es cierto, si entendemos que no significa tanto que no nos hieran, pero sí el que no se enteren que nos hirieron y eso desmotiva la repetición de la ofensa.

Si no lo logramos inmediatamente, intentemos lograrlo en las siguientes ocasiones sin rendirnos. Tarde o temprano aprendemos, incluso, a no sentir nada de las ofensas en realidad.

Este texto de lamenteesmaravillosa.com es una buena manera de recordarnos el no responder a las ofensas restándoles éxito y así aprender a no sentir ofensa alguna con pretensión de maltrato.

Piénsele bien y seguiremos platicando.

jperezrobles@gmail.com