Sección

México

Tamales de cabecita de perro; así es este raro y exquisito platillo mexicano

El nombre de este tamal podría resultar curioso, pero la explicación es mucho más mundana de lo que se podría pensar.

Luz Noticias
08/05/24

Tamales de cabecita de perro; así es este raro y exquisito platillo mexicano

FOTO: Tamales de cabecita de perro.

La rica y variada gastronomía mexicana nunca deja de sorprender con sus exquisitas y a veces inusuales creaciones culinarias. Esta vez, nos adentramos en el mundo de los tamales, uno de los platillos más emblemáticos de México, para descubrir una variante poco convencional: los tamales de cabecita de perro.

A pesar de su nombre peculiar, que podría generar cierta aprensión inicial, los tamales de cabecita de perro son una verdadera delicia que forma parte de la tradición culinaria del estado de Veracruz. Originarios de la pintoresca región de Tlacotalpan, estos tamales se distinguen por su combinación de ingredientes y su sabor único.

Imagen Placeholder

El nombre de este tamal podría resultar curioso, pero la explicación es mucho más mundana de lo que se podría pensar. Contrario a lo que sugiere su denominación, los tamales de cabecita de perro no contienen carne de ningún tipo.

Más bien, están hechos con una mezcla de masa de maíz, chicharrón y piloncillo, lo que les confiere un equilibrio perfecto entre lo dulce y lo salado.

La receta para preparar estos tamales puede resultar un tanto desafiante para aquellos que no están familiarizados con la cocina tradicional veracruzana, pero el resultado vale la pena.

Triturar el chicharrón, rallar el piloncillo, batir la manteca y mezclar los ingredientes hasta obtener una masa suave y manejable son los pasos clave para crear estos tamales únicos.

Para aquellos que deseen aventurarse en la preparación de los tamales de cabecita de perro, aquí les dejamos una receta sencilla:

  • Tritura el chicharrón y ralla el piloncillo.
  • Hierve agua con estrellas de anís y deja reposar la mezcla.
  • Bate la manteca y agrega el agua con anís.
  • Incorpora gradualmente la masa y mezcla hasta obtener una masa manejable.
  • Añade el chicharrón triturado y amasa para integrar bien.
  • Forma bolitas con la masa y envuélvelas en hojas de maíz.
  • Cocina al vapor por media hora.
Imagen Placeholder

Con estos simples pasos, podrás disfrutar de la auténtica experiencia gastronómica de los tamales de cabecita de perro, una delicia que combina lo mejor de la cocina veracruzana en cada bocado.

Te puede interesar:

×