buscar noticiasbuscar noticias

La compañía Tesla, de Elon Musk, acepta la criptomoneda dogecoin como pago

>Ropa, accesorios para vehículos, así como cargadores inalámbricos para móviles o parasoles. son algunos artículos que se pueden adquirir con la cirptomoneda.

Elon Musk volvió este viernes a la carga con las criptomonedas al anunciar, a través de Twitter, que Tesla, su compañía, ha empezado a aceptar, aunque con condiciones, dogecoin para la compra de accesorios del fabricante de automóviles eléctricos de lujo.

«Se puede comprar mercadotecnia de Tesla con dogecoin», dijo Musk en su mensaje en la citada red social.

La compañía Tesla, de Elon Musk, acepta la criptomoneda dogecoin como pago

El anuncio despegó un 15 por ciento el valor de dogecoin, una criptomoneda que surgió en 2013 como una broma y que, posteriormente, perdió parte de sus ganancias y después se estabilizó en alrededor de 0.19 dólares por moneda, es decir que tuvo un incremento del 10 por ciento.

El pasado 14 de diciembre, Musk ya anticipó que Tesla aceptaría dogecoin como forma de pago de algunos productos de la compañía para «ver como va» con la criptomoneda.

Los productos de Tesla, que se pueden adquirir a partir de hoy con dogecoin, son los de su tienda virtual, desde ropa a accesorios para sus vehículos, así como cargadores inalámbricos para móviles o parasoles con precios que van desde los 50 a los casi 2 mil dólares.

Pero las compras realizadas con dogecoin no pueden ser devueltas o canceladas como sucede con pagos más tradicionales.

Con anterioridad, Musk ha aprovechado Twitter para promocionar dogecoin, lo que siempre ha provocado incrementos temporales del valor de la criptomoneda conocida por su icono, un perro de la raza japonesa shiba inu.

Dogecoin es la segunda criptomoneda favorecida públicamente por Musk,

En febrero de 2021, el controvertido empresario anunció que Tesla invertiría mil 500 millones de dólares en la compra de bitcoin y que aceptaría el pago en esta moneda para la adquisición de vehículos.

El anuncio disparó el valor de la criptomoneda más popular del mercado.

Sólo tres meses después, en mayo, Musk dio marcha atrás y Tesla dejó de aceptar bitcoin como pago. Musk alegó el elevado impacto medioambiental del minado de la criptomoneda.