Las Campañas Candidatos y Ácaros

Las fechas se cumplen. Las hojas del calendario caen de manera inexorable, víctimas del tiempo que nada perdona.

Las elecciones constitucionales, gobernadas por las reglas y fechas que las autoridades electorales disponen para su celebración, se sujetan de manera obligada a los términos pactados.

En ese escenario, los números, cobran vida y se desgranan en abierta exposición de lo que habrá de ocurrir en los tempos futuros.

El calendario electoral establece que a partir de este domingo 4 de abril, y hasta el próximo 2 de junio, los candidatos habrán de llevar a cabo sus campañas electorales.

La cita con la democracia está fijada, para el domingo 6 de junio, cuando 2 millones 68 mil sinaloenses tengan el derecho de votar por las o los candidatos que hayan conquistado su simpatía y confianza.

7 mil 300 ciudadanos se quedarán sin el derecho a votar en las elecciones de este año, por no haber tramitado en tiempo y forma su credencial de elector o, en su defecto, por no haber acudido a recogerla en la fecha establecida por el Instituto Nacional Electoral.

Y los números se siguen desgranando, en el claro afán de informar a detalle a la ciudadanía los pormenores de este polémico y muy discutido proceso electoral.

Serán entonces 8 los aspirantes al gobierno de Sinaloa, de los cuales 5 son hombres y 3 corresponden al género femenino, mientras que 11 será el número de Partidos políticos postulantes.  

PRI, PAN y PRD abanderan a Mario Zamora Gastélum.

Morena y PAS, lucharán con Rubén Rocha Moya.

Movimiento Ciudadano, impulsa a Sergio Torres Félix.

Fuerza por México, confía en Rosa Elena Millán Bueno.

Partido del Trabajo le apuesta a Gloria González Burboa.

Encuentro Social, lanzó a Ricardo Arnulfo Mendoza Sauceda.

PVEM eligió a Tomás Saucedo Carreño.

Redes Sociales Progresistas,  juega con Yolanda Yadira Cabrera Peraza.

El orden de aparición de la lista, pudiera ser y no ser coincidencia con respecto a los resultados de la elección, sin embargo, la historia habrá de escribirse de manera efectiva el día de las elecciones.

Y es que, imposible sería negar la interesante influencia que en el resultado de la elección para el sustituto de Quirino Ordaz Coppel, tendrán los candidatos a las Presidencias municipales y Diputados locales.

En materia de controversias generadas por las designaciones de las candidaturas, no se puede negar que MORENA lleva las de perder, y ello son duda demerita y podría impactar en el resultado de las elección para gobernador.

Los hechos están a la vista de todos. Muy contados los populares y bien recibidos por la ciudadanía.

Otros medianamente populares, y algunos abiertamente repudiados. Y ahí es donde la balanza del triunfo electoral podría inclinarse a favor de alguno y en contra de otro. Léase en este caso Mario Zamora y Rubén Rocha, como los candidatos en que descansan las apuestas de los analistas para llevarse el triunfo electoral.

Lo cierto es que, para conocer la tendencia, habrá que estar atentos al fervor y pasión con que los candidatos de los municipios y distritos electorales, estarán trabajando para los que aspiran a la gubernatura.

Y es que no serán pocos, aquellos y aquellas que buscarán la manera de jalar agua a su molino, olvidando el interés de promover a otro candidato.

Otros, tal vez quisieran ayudar a su candidato, sin embargo su fuerza y arrastre político serán tan raquíticos, que en vez de aportar votos tendrán que subirse al carro del candidato a gobernador en desesperado intento de conseguir el cargo anhelado.

Pero que nadie pase por alto a los favorecidos con las famosas candidaturas plurinominales, designadas éstas, para los amigos y familiares de quienes toman las decisiones, y cuyos agraciados no garantizan el sudor de la camiseta partidista para lograr el triunfo electoral.

Habrá entonces, muchos candidatos "ácaros", que de manera oculta y muy discreta se alimentarán del sudor de los que sí trabajarán en las campañas en busca del ansiado voto electoral.

Ejemplos sobran, y bastaría con echar una mirada al listado de las y los favorecidos con las distintas candidaturas... Pero que nadie adelante vísperas, ya que la lucha apenas inicia...

Aunque, lo que sí se puede vaticinar con algo de certeza, es que la batalla será cruenta... Tremenda... Una guerra sin cuartel.


Más de Armando Ojeda